jueves, septiembre 07, 2006

Dragones Perfectos


Hoy tuve la increíble oportunidad de escuchar a Gustavo Stekolshik, diseñador industrial del estudio argentino Perfectos Dragones, o Dragones Perfectos.

Stekolshik, nos contaba que los dragones nacen como consecuencia de una falta de de identidad en el diseño e innovación en el uso de materiales que vivía Argentina para fines de la década de los ’90.
El puntapié inicial para la creación del estudio – autodefinidos como Editores de Diseño- fue dado cuando 5 jóvenes estudiantes de diseño que cursaban segundo año (dos gráficos, dos industriales y uno de materiales - así entendí -), se juntan para crear un estudio que supliese las necesidades del mercado, y generar ideas para entregarle un valor agregado a la producción - Made in Argentina - .

Al principio y como cualquier estudio de diseño nuevo tuvieron que enfrentarse a puertas que se cerraron – incluso – antes que los proyectos fuesen presentados. Como buenos “pendejos choros”, transgresores hicieron lo que 7 hasta ahora lo que nadie a echo – o se atrevido a hacer en Sudamérica, por costo, materiales o fabricas – la creación de objetos en plástico – casi – inyectado, digo casi pues estos tipos lo trabajaban – para ese entonces – en el horno de su taller.
Sí, un horno común y corriente, como el que usa mi abuelita para cocinar queques
– creo - .

Mientras Stekolshik desarrollaba su presentación, dos ideas claras se venían a mi cabeza.
La primera me hacia pensar en como jóvenes de 19 o 20 años habían podido craniar un proyecto de diseño tan serio, tan entretenido y cautivante al mismo tiempo, y como lo habían podido llevar acabo sin dejar de lado la carrera que cada uno seguía.

Ahí fue cuando se me vino a la cabeza que los “jóvenes” que están haciendo diseño – y que suenan - hoy por hoy y suenan en el mercado partieron todos – barsuamente – en un mundo de grandes a muy corta edad ejemplos muchos - Sebastián Errazuriz, el Leo Prieto, Juan Pablo, etc – cada uno en su área.

La segunda -y aclaro de antemano que no es idea mía – pero si una reflexión – dice relación a como Los perfectos Dragones se logran consolidar en un mercado tan competitivo como el Argentino – teniendo entremedio hechos tan terribles como el corralito, la des-dolarización de la economía, etc. Para esto y a muy bajo costo deciden usar materiales disponibles en el mercado y darles un valor agregado… Como si fuese tan fácil replicaba “el conejo”.

Luego explico la materialidad y procesos de construcción que utilizan en el estudio, como no me manejo me pareció de un léxico Chino-Mandarín por más que intentaba poner toda mi atención. Lo que si entendí fueron los procesos Blandos, y los procesos duros en la construccion de un objeto – industrial -.

Más tarde explico de que forma funcionaba esta cierta “amistad” con El Cuarto poder – o la prensa – en el froceso de patentado de un objeto. Me refiero a que ser publicado es la forma mas facil de obtener un resguardo hacia la propiedad intelectual – a parte de las patentes o ISBN ‘ S.

Para terminar contó el caso de un cliente fabricante de muebles que por sus altos costos era copiado a gran escala en Argentina, y lo que el cliente queria era casi “obras de arte” – incopiables – para esto Stekolshik, nos contaba que los dragones en cada producción que hacen tienen más de veinte proveedores, por lo que cada uno tiene casi nula idea de lo que esta haciendo, y lo que hacen se hace casi – implagiable-.

Podria seguir largas horas, aquí hablando de los productos de los dragones, pero es tan facil como ir a su web http://www.perfectosdragones.com, para verlos.

Sin duda cada vez que estoy medio decepcionado ir a ver capos del diseño me hacen de cierta forma sentir un enamoramiento hacia la carrera, que aunque dura poco, por lo menos me anima a escribir este tipo de cosas.

Saludos

N

1 comentario:

matias dijo...

hola ignacio,
soy matias de perfectos dragones, y me gusto mucho leer tus comentarios, te mando un abrazo y gracias.